Se firmó en Chile el primer finiquito electrónico

 A su amplia gama de documentos electrónicos laborales, como contratos, liquidaciones, reglamento interno, entre otros, Acepta sumó la firma del primer finiquito electrónico de Chile, oficializando un importante logro en beneficio de la modernización del país.

Las ventajas de este producto son transversales para los actores que participan de este proceso. Por el lado del trabajador, asegura el pago oportuno de su finiquito, la transparencia en el proceso y el ahorro de tiempo valioso en trámites que hasta hoy son necesarios. La empresa, en tanto, recibe todos los privilegios de su gestión en línea: eficiencia, respaldo y protección.

“Es una importante mejora para el trabajador y la empresa, no sólo por garantizar el pago oportuno, si no por eliminar la enorme carga administrativa que suponen este tipo de trámites al ser realizados en papel. Con este nuevo flujo electrónico, estamos aportando transparencia, seguridad y eficiencia al proceso de firma”, explica Álvaro González, Gerente General de Acepta.

Para Rodolfo del Real, Jefe Administrativo de Notaría Del Real –dependencia donde se concretó el primer finiquito digital de Chile- la relevancia de este desarrollo para el sistema registral es clara. “Es una innovación muy útil para los notarios chilenos, ya que nos acerca a las nuevas tecnologías agilizando los procesos internos, optimizando los recursos y evitando las largas filas que a diario se ven en nuestros lugares de atención”, indica.

El Finiquito Electrónico también integrará Bancos, AFP, Dirección del Trabajo y Administradora de Fondos de Cesantía, pues su flujo de acción transforma un trámite que antes implicaba tiempo, filas, traslados y grandes cantidades de papel, en un proceso 100% digital.

Con la implementación de este servicio, se completa la carpeta electrónica de documentos laborales del trabajador. “Este es un hito que viene a fortalecer y posicionar nuestra visión en la cual todo flujo o proceso será en algún momento digital, para lo cual usaremos la tecnología de firma electrónica que hemos desarrollado y fortalecido con los años: el sistema DEC, una potente plataforma de gestión documental que permite crear, administrar, almacenar y firmar documentos electrónicos desde cualquier dispositivo y en cualquier parte del mundo, con validez legal”, puntualiza González.